Obsesiones y Compulsiones

   Una obsesión es un pensamiento que nos genera malestar. Una compulsión es la acción (física o mental) que realizamos para rebajar la ansiedad que nos genera la obsesión. Por ejemplo, una obsesión sería pensar que mi casa se va a incendiar cuando salga si me he dejado algún electrodoméstico enchufado. La compulsión sería comprobar todos los enchufes antes de salir de casa por si acaso.

  Todos tenemos pequeñas obsesiones o compulsiones, lo malo es cuando estas se vuelven exageradas y afectan a nuestra vida diaria. Pueden tener serias consecuencias y llevarnos mucho tiempo. Por eso es imprescindible frenarlas lo antes posible. Para ello se utilizan técnicas como la exposición y la reestructuración cognitiva, que nos ayudan a darnos cuenta de que si no realizamos la compulsión nuestra ansiedad baja a la larga.

  Si sientes que tienes una obsesión o una compulsión que afecta a tu día a día, contacta con nosotros, podemos ayudarte Contacto

Anuncios