¿Por qué ir al psicólogo?

  1. ¿Qué es un psicólogo con habilitación sanitaria?

El psicólogo sanitario es un científico experto en aprendizaje, cognición y comportamiento humano que enfrenta a diario las dificultades que presentan las personas que acuden a su consulta. Dispone de una amplia formación universitaria y de unos modelos de intervención científicamente contrastados. Además ha sido entrenado en el empleo de técnicas de probada eficacia procedentes de distintas orientaciones teórico-prácticas (conductual, dinámica, cognitiva, sistémica, humanista…).

felicidad-contagiosa--644x362
http://www.abc.es/loteria-de-navidad/20151202/abci-loteria-navidad-dinero-felicidad-201512011756.html

Las tareas del psicólogo general sanitario, o el habilitado para la función sanitaria, pasan por la evaluación, mediante la entrevista inicial clínica y el uso de pruebas psicométricas validadas (test, escalas, índices, cuestionarios, inventarios…), el diagnóstico, en caso de haber uno, o al menos la identificación del o los problemas del paciente, y en base a estos diseñar, planificar y ejecutar un tratamiento personalizado.

  1. ¿Cuándo es aconsejable acudir al psicólogo?

A lo largo de la vida, y en nuestro día a día, todos afrontamos momentos dolorosos, de angustia, o enfrentamos múltiples y distintas dificultades, así como sentimientos conflictivos o difíciles de entender. Pero a veces, estas circunstancias nos superan, y no somos capaces, por nuestra cuenta, de dar respuesta a estas demandas vitales. Es en estos momentos donde la asistencia psicológica puede ser necesaria.

Pedir ayuda profesional no nos hace más débiles, al contrario, puede ser un signo de fortaleza. No es fácil reconocer que no somos capaces de afrontar un problema por nosotros mismos.

Pedir ayuda de manera temprana, además,  puede ahorrar mucho trabajo y esfuerzo, y reducir el tiempo de terapia. Así como evitar que el problema empeore.

Algunas situaciones más concretas en las que puede ser conveniente acudir al psicólogo son:

  • Cuando los propios recursos personales no parecen suficientes para superar nuestros problemas.
  • Para afrontar cambios drásticos, o adaptarnos a nuevas y distintas situaciones. Sobre todo si estos cambios son abruptos, inesperados y repentinos.
  • Al sentir niveles elevados de angustia, inseguridad, tristeza, vacío emocional… que interfieren en nuestro día a día impidiéndonos hacer vida normal.
  • Para superar duelos prolongados o complicados provocados por la pérdida de un ser querido, la ruptura de una pareja, un despido…
  • Si experimentamos problemas o dificultades para relacionarnos con los demás, o bien vivimos esta situación con gran malestar.
  1. ¿Porque un psicólogo y no otro profesional?

Existen más profesionales, además del psicólogo, que tratan de comprender y solucionar nuestros problemas. Entonces, ¿Por qué elegir a un psicólogo en lugar de acudir a otros profesionales?

  • El respaldo empírico recibido, a través de multitud de estudio, sobre la eficacia de los tratamientos psicológicos. (Es decir, el uso prioritario de los llamados tratamientos empíricamente validados).
  • Los psicólogos se apoyan en la medicación como vía para estabilizar al paciente, pero no como tratamiento. Usan la psicoterapia para obtener verdaderos resultados.
  • Los psicólogos ayudan a afrontar dificultades propias de la vida como la pérdida de un ser querido, problemas de pareja o de familia, la pérdida de empleo… Aceleran la recuperación de los estados que estas provocan.
  • El psicólogo tratará, de la manera más eficaz siempre, de ayudar a la persona a enfrentar y/o superar, no solo los síntomas de un posible “trastorno”, o escenarios tan complejos como los mencionados en el punto anterior, si no también problemas cotidianos, a simple vista más sencillos, pero que pueden atormentarnos del mismo modo.
  • Los tratamientos psicológicos afectan y modifican diferentes elementos de los distintos dominios de la realidad. Mejoran el entorno físico y la respuesta de este a las demandas del paciente (terapia de conducta), altera los esquemas, así como la forma en que el paciente entiende la realidad y la procesa, para que lo haga de una manera más óptima (terapia cognitiva), le ayuda a canalizar y manejar sus emociones y media en sus relaciones personales enseñándole estrategias o dinámicas relacionales adecuadas (terapia sistémica).

http://outilsducoach.com/wp-content/uploads/2014/01/dreamstime_xxl_24645809.jpg
FAQ

 

 

Anuncios